Más+//Derechos Humanos

Acoso callejero: esa agresión sobre nuestros cuerpos

Cada día las mujeres se enfrentan con una dura realidad, el acoso callejero

El acoso callejero con el que se enfrentan las mujeres comienza al dirigirse a la escuela o al trabajo como también al regreso a tu hogar de tus actividades o simplemente quieres salir a divertirte en la noche, tienes ese riesgo pues es algo constante y no hay duda que pueda pasar

Sin embargo, se minimiza el peligro, se invisibiliza diciendo que es algo “normal”, “es algo que las mujeres siempre pasan y ya están acostumbradas” pero no lo es, cuando los hombres cometen esa conducta provocan una gran vulnerabilidad a la mujer y un gran temor.

Pero no solo se termina ahí, a la víctima siempre se le atribuye una culpa que no realiza, sin embargo, se le atribuye con comentarios que hacen alusión a la ropa que llevan puesta, el horario en el que salen o si se encuentran sola, disculpando el acoso.

Así mismo, parte de la problemática inicia en que si se desea realizar una denuncia, no se hace alguna acción ya que “no hay pruebas suficientes” solo se puede actuar cuando ya se completó una acción más allá del acoso, pero podría ser demasiado tarde.

Pero y si también hay una lucha constante con las mismas mujeres, se ven casos en el que el patriarcado envuelve a las mujeres y las educa a insultar a otras mujeres por motivos que creen válidos o como también hace que no noten la violencia en las calles que solo piensen que los hombres que hacen ese tipo de acción-violencia son unos “rabo verdes” y así siempre han sido.

El acoso no se va, solo se ignora

Realmente no se le toma la seriedad de lo que es ese problema solo se calla, pero no se ve el daño psicológico en el que están pensamientos de en verdad valgo o porque me vestí así aunque solo este vestida con un pantalón y playera, también el sentirte que no puedes ir tranquila por la calle porque te puede pasar algo que dependes de la decisión de otro con respecto a tu seguridad y vida.

Sin embargo, si hay muchas acciones preventivas, recomendaciones que pueden hacer las mujeres para seguir más tranquilas y sin peligro, pero aun así no se está exento de peligro, también existen acciones temporales, pero ninguna de las dos propuestas erradica la problemática.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *